Indagan contactos del sospechoso — Atentado en NY

Compartir

El presidente Donald Trump pidió en un par de tuits que el sospechoso del ataque con un camión en la ciudad de Nueva York donde murieron ocho personas reciba la pena de muerte.

Sayfullo Saipov, de 29 años, se radicó en Tampa, Florida, tras inmigrar desde Uzbekistán en 2010. Fue internado en el hospital tras ser herido por la Policía cuando intentaba huir del escenario del crimen. La fiscalía no precisó si habrá otros cargos en su contra, a nivel federal o a nivel estatal.

Las autoridades están revisando las cámaras de la ciudad para revisar los movimientos que tuvo Saipov en su trayecto mortal hacia el lugar del atentado, así como los documentos que encontraron en su casa y el contenido de su ordenador.

"Seguimos en contacto telefónico con todas las familias y estamos trabajando en todo el operativo con la morgue y con las autoridades judiciales para establecer las condiciones, la forma y el reparto de los cuerpos en los próximos días", afirmó Almirantearena.

"Saipov eligió el 31 de octubre porque creía que habrían más civiles en la calle para la celebración del día", describen los récords de la corte.

El presunto autor gritó "Alá es grande", en árabe, cuando salió del vehículo después de cometer el atentado terrorista. El vehículo se estrelló contra un bus escolar.

En su interior los detectives hallaron una nota con alusiones al EI. "Deberíamos movernos rápido. PENA DE MUERTE!".

El mandatario había esbozado el miércoles la idea de enviar al uzbeko a Guantánamo, una prisión militar en la base naval de Cuba para albergar a sospechosos de terrorismo. "Tenemos que parar esta locura", afirmó el presidente.

Después de que ayer se registrara el primer ataque del Estado Islámico en territorio estadounidense de la actual administración, el presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, criticó duramente la ley de inmigración vigente y aseguró que "fueron ese tipo de loterías de visado las que trajeron al responsable del ataque a suelo norteamericano".

Asimismo, el líder demócrata urgió al mandatario a "rescindir de inmediato" los recortes a la financiación antiterrorista que incluye su propuesta de presupuesto federal.

La empresa de transporte de pasajeros Uber confirmó en un comunicado que Saipov trabajaba como conductor y se declaró "horrorizada" por lo ocurrido.

La eliminación de la lotería de visas fue incluida por la administración Trump en la lista de prioridades legislativas que el presidente le presentó al Congreso el mes pasado.

Mientras que el gobierno iraní también condenó el atentado, a través del vocero de la cancillería, Bahram Qasemi, quien denunció que Estados Unidos y sus aliados "crearon a grupos extremistas como el Estado Islámico (EI) y Al Qaeda para lograr sus objetivos e intereses de desestabilizar otros países".

Compartir