PRD pondrá en marcha plan de austeridad para apoyar a los damnificados

Compartir

La madrugada de este martes, el Comité Ejecutivo Nacional del PRD aprobó un plan de austeridad que consiste en recortar la nómina, dejar de rentar un inmueble y recortar gastos para destinar el ahorro a los damnificados por los sismos del 7 y 19 de septiembre.

Informó que el PRD dejará de despechar en el edificio emblemático de Benjamín Franklin, para mudarse a su vieja sede, localizada en la Calle Monterrey 50.

El ahorro derivado de la conclusión del contrato de arrendamiento, dijo, se destinará al fondo de reconstrucción.

"Respetando los derechos de todos los trabajadores, el PRD es el único partido que tiene un sindicato, respetando los derechos de nuestros trabajadores, estaríamos haciendo un esfuerzo para que los compañeros que conforman equipos políticos contribuyeran para disminuir nuestros gastos arriba de un 60 por ciento", detalló.

El Partido Acción Nacional (PAN) abrió una cuenta en la que ya depositó 50 millones de pesos para el apoyo de las familias afectadas y de manera paralela lleva a cabo un despido masivo de empleados -de honorarios y de base-, así como la eliminación de algunos privilegios de sus dirigentes.

Así lo dio a conocer su presidenta nacional al mediodía de este lunes, Alejandra Barrales Magadaleno, que completamente sola en una conferencia de prensa, anunció tres medidas más que complementan el plan que, dijo, presentará esta tarde ante el Comité Ejecutivo Nacional. Barrales también pidió la creación de una contraloría con supervisión ciudadana para que estos sean vigilantes de los recursos y que garanticen su llegada sin ningún sesgo político.

Compartir